Slideshow image

Stephen tenía diecinueve años cuando abrió una tienda en el puerto de Filadelfia, vendiendo dulces y golosinas a los marineros y sus esposas.

Un día, un marinero entró en la tienda con una bolsa de nueces y especias de su viaje y le pidió a Stephen que incorporara esos ingredientes en sus dulces. Stephen creía en la “mejora constante” y aceptó.

El marinero quedó tan impresionado con el resultado que animó a otros marineros a llevar alimentos exóticos de sus viajes a Stephen. A la gente le gustaron tanto los dulces con los nuevos ingredientes que el negocio de Stephen explotó. Stephen se hizo conocido por vender a los clientes una atractiva caja vacía y dejarlos llenarla con sus selecciones. La llamó un "surtido".

La demanda creció, y Stephen comenzó a enviar dulces en cajas bellamente diseñadas. Alrededor de 1900, su CEO, Walter Sharp, estaba visitando a su abuela y notó una caja bordada. Como había aprendido la “mejora constante” de Stephen, inmediatamente cambió a cajas bordadas, todas basadas en la caja original de su abuela.

Las cajas de dulces se hicieron tan populares que la empresa las nombró en honor al fundador, Stephen Whitman, llamándolas el "Whitman Sampler".

La caja se convirtió en una leyenda del marketing, vendiendo millones de paquetes de dulces.

Todo esto sucedió porque Stephen y aquellos a quienes mentoreaba tenían un compromiso con la “mejora constante”. Estaban decididos a mejorar.

¿Qué te ha confiado Dios? ¿Estás “mejorando”?

La Biblia dice en Eclesiastés 9:10, “Todo lo que te venga a la mano para hacer, hazlo con todo empeño…” NVI

Visita www.choosegreatness.com hoy mismo para obtener más ideas sobre cómo vivir una vida grandiosa.

Puedes ver el programa de Ron, “Choose Greatness: Your Key to a Happier Life”, en nuestro canal de YouTube: https://www.youtube.com/channel/UC9hhhg3gJWYP8auB02aoerA/videos

Síguelo en Facebook: https://www.facebook.com/ronball/